ACEPTACIÓN, ADICCION, APEGO AFECTIVO, apegos, claridad, Codependencia, conciencia, CONFIAR EN EL PODER SUPERIOR, confiar en uno mismo, cuidado de uno mismo, DEPENDENCIA EMOCIONAL, Liberación, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, RESCATAR-CUIDAR, sentimientos, SOLTAR, voluntad divina, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 15 de Enero

Como codependientes, tendemos a entablar relaciones totalmente antagónicas en nuestro interior.45 Algunos de nosotros aprendimos estas conductas de odio a sí mismo dentro de nuestras familias, posiblemente con la ayuda de uno de nuestros padres que era alcohólico. Algunos reforzamos ese desdén que sentimos por nosotros mismos dejando a un padre alcohólico para casarnos con un alcohólico. Podemos haber iniciado relaciones adultas con una frágil autoestima, para luego descubrir que lo que nos quedaba de autoestima se ha desintegrado. Pocos de nosotros podemos haber guardado nuestra autoestima completamente intacta hasta que lo conocimos a él o a ella o hasta que surgió ese problema; repentina o gradualmente nos encontramos odiándonos a nosotros mismos. El alcoholismo y otros trastornos compulsivos destruyen la autoestima tanto en los alcohólicos como en los codependientes. Recuerden, el alcoholismo y otros trastornos compulsivos son autodestructivos. Algunos de nosotros podemos ni siquiera estar conscientes de nuestra baja autoestima y de nuestro odio a sí mismos porque nos hemos estado comparando con los alcohólicos y con las otras personas locas que hay en nuestras vidas; en comparación, estamos por encima de ellos. La baja autoestima puede venírsenos encima cada vez que la dejemos actuar.
En realidad, no importa cuándo empezamos a torturarnos. Debernos parar ahora. Ahora mismo podemos darnos un gran abrazo mental y emocional. Estamos bien. Es maravilloso ser quienes somos.
Nuestros pensamientos están bien. Nuestros sentimientos son adecuados. Estamos justo en donde debíamos de estar hoy, en este momento. No hay nada mal con nosotros. No hay nada que en lo fundamental esté mal en nosotros. Si hemos fallado, no hay problema; estábamos haciéndolo lo mejor que podíamos.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

desapego de chopra1

Anuncios
APEGO AFECTIVO, apegos, baja autoestima, Codependencia, control, el miedo, impotencia, ingobernabilidad, obsesión, REACCIONAR, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, RESCATAR-CUIDAR, sentimientos, voluntad divina, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 11 de Enero

Por fuerza del hábito, algunos de nosotros hemos desarrollado una actitud de apego, de preocuparnos, reaccionar y obsesivamente tratar de controlar. Quizá hemos vivido con personas y a través de eventos que estaban fuera de control. Tal vez obsesionándonos y controlando pudimos guardar un equilibrio o lograr que temporalmente las cosas no empeoraran. Y luego simplemente seguimos haciendo lo mismo. Quizá teníamos miedo de soltarnos, porque cuando nos soltamos en el pasado sucedieron cosas terribles y dolorosas. Tal vez hemos estado apegados a la gente –viviendo sus vidas por y a través de ella– durante tanto tiempo que ya no nos queda una vida propia por vivir. Es más seguro seguir apegados. Por lo menos sabríamos que estamos vivos si reaccionáramos. Al menos tendríamos algo qué hacer si estuviéramos obsesionándonos o controlando. Por varias razones los codependientes tienden a apegarse a los problemas y a la gente. No importa no solucionar nada al preocuparse. No importa que esos problemas rara vez tengan solución. No importa que estén tan obsesionados que ni siquiera puedan leer un libro, ver la televisión o salir a dar un paseo. No importa que sus emociones estén en constante torbellino por lo que la otra persona dijo o no dijo, de lo que hizo o no hizo, o de lo que hará después. ¡No importa que las cosas que estemos haciendo no ayuden a nadie! Sin importarnos el costo, persistiremos en ello. Apretaremos los dientes, nos asiremos a la cuerda y nos prenderemos a ella más fuerte que nunca. Algunos de nosotros ni siquiera nos daremos cuenta de que nos hemos estado agarrando tan fuerte. Otros nos habremos convencido de que debemos asirnos así de fuerte. Creemos que no existe otra alternativa que la de reaccionar a esta persona o problema de esta manera obsesiva. A menudo, cuando le sugiero a la gente que se aparte de esta persona o de este problema, me responden con horror. “¡Oh, no!”, dicen, “nunca podría hacer eso. Yo lo amo, o la amo, demasiado. Me importa demasiado para hacerle eso. Este problema o esta persona es demasiado importante para mí. Tengo que permanecer apegado a ella (o a esto)”.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

desapego de chopra1

Codependencia, conciencia, CONFIAR EN EL PODER SUPERIOR, confiar en uno mismo, cuidado de uno mismo, Liberación, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, sentimientos, SOLTAR, voluntad divina, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 10 de Enero

El desapego implica “vivir en el momento presente” –vivir en el aquí y en el ahora–-. Permitirnos que en la vida las cosas se den por sí solas en lugar de forzarlas y tratar de controlarlas. Renunciamos a los remordimientos por el pasado y a los miedos por el futuro. Sacamos el mayor provecho de cada día.
El desapego también implica aceptar la realidad, los hechos. Requiere fe en nosotros mismos, en Dios, en otras personas, en el orden natural y en el destino de las cosas en este mundo. Nos liberamos de nuestros pesares y preocupaciones y nos damos a nosotros mismos la libertad para disfrutar de la vida a pesar de nuestros problemas no resueltos. Confiamos en que todo está bien a pesar de los conflictos. Confiamos en que Alguien más grande que nosotros sabe, ha ordenado y se preocupa de lo que está sucediendo.
Entendemos que este Alguien puede hacer mucho más por resolver el problema que nosotros. De modo que tratamos de no estorbar su camino y dejar que Él lo haga. A su tiempo, sabremos que todo está bien porque vemos cómo las cosas más extrañas (y a veces, las más dolorosas) se solucionan de la mejor manera y en beneficio de todos.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

desapego de chopra1

ADICCION, APEGO AFECTIVO, apegos, baja autoestima, Codependencia, CONFIAR EN EL PODER SUPERIOR, confiar en uno mismo, DEPENDENCIA EMOCIONAL, el miedo, obsesión, REACCIONAR, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, sentimientos, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 27 de Diciembre

La gente dice que los codependientes son controladores. Molestamos; damos sermones; gritamos; damos alaridos; Iloramos; suplicamos; sobornamos; ejercemos coerción; protegemos; acusamos; perseguimos; nos escapamos; forzamos una conversación; nos evadimos de una conversación; intentamos imbuir sentimientos de culpa; seducimos; atrapamos; verificamos; demostramos cuánto nos han herido; a nuestra vez herimos a la gente para que vean lo que se siente; amenazamos con hacernos daño a nosotros mismos; desplegamos juegos de poder; ponemos ultimátum; hacemos cosas por los demás; nos rehusamos a hacer cosas por los demás; nos vengamos; hacemos berrinches; ventilamos nuestra furia; actuamos como desamparados; sufrimos en silencio a viva voz; tratamos de complacer; hacemos pequeñas bajezas; hacemos grandes bajezas; nos estrujamos el corazón y amenazamos con morirnos; nos cogemos la cabeza y amenazamos con volvernos locos; nos golpeamos en el pecho y amenazamos con matar; hacemos una lista de quienes nos apoyan; medimos cuidadosamente nuestras palabras; nos acostamos con; nos negarnos a acostarnos con; tenemos hijos con; regateamos; corremos a la terapia; nos salimos corriendo de la terapia; hablamos perversamente acerca de algo; hablamos perversamente acerca de alguien; insultamos; condenamos; rezamos pidiendo milagros; pagamos por que ocurran milagros; acudimos a lugares a los cuales no queremos ir; nos quedamos cerca; supervisamos; dictamos; mandamos; nos quejamos; escribimos cartas acerca de algo; le escribimos cartas a alguien; nos quedamos en casa esperando; salimos y buscamos a; llamamos a todas partes buscando a; manejamos en la noche por callejuelas oscuras esperando ver a; caminamos en la noche por callejuelas oscuras con la esperanza de pescar a; corremos en la noche por callejuelas oscuras huyendo de; traemos a casa a; guardamos en casa a; encerramos; nos retiramos; regañamos; tratamos de impresionar; aconsejamos; damos lecciones a; aclaramos; insistimos; cedemos; aplacamos; provocamos; tratamos de instigar celos; tratamos de instigar miedo; recordamos; inquirimos; seguimos pistas; revisamos bolsillos; espiamos carteras; buscamos en los cajones; escarbamos las guanteras; miramos dentro del depósito del baño; tratamos de ver el futuro; hurgamos en el pasado; llamamos a nuestros familiares; razonamos con ellos; dejamos las cosas en claro de una vez por todas; las aclaramos de nuevo; castigamos; premiamos; casi nos damos por vencidos; luego tratamos con más ahínco aún; y tenemos toda una lista de otras mañosas maniobras que se me han olvidado o que no he probado todavía.
No somos las personas que “hacemos que sucedan las cosas.” Los codependientes son aquellas personas que consistentemente, y con gran cantidad de esfuerzo y energía, tratan de forzar que sucedan las cosas. ¡Controlamos en nombre del amor!

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

cropped-5997a057.jpg

ADICCION, APEGO AFECTIVO, apegos, baja autoestima, Codependencia, control, el miedo, impotencia, ingobernabilidad, Liberación, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, sentimientos, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 20 de Diciembre

¿Por qué nos hacemos esto? ¿Por qué nos sentimos tan inseguros y vulnerables que no podemos seguir con la tarea de vivir nuestra vida? ¿Por qué, habiendo demostrado nuestra fortaleza y capacidad por la sencilla razón de soportar y sobrevivir como lo hemos hecho, no podemos creer en nosotros mismos? ¿Por qué, si somos expertos en cuidar de todo mundo a nuestro alrededor, dudamos de nuestra capacidad para cuidar de nosotros mismos? ¿Qué nos pasa?
Muchos de nosotros aprendimos estas cosas porque en nuestra niñez, alguien muy importante para nosotros fue incapaz de darnos el amor, la aprobación y la seguridad emocional que necesitábamos. De modo que hemos ido por la vida de la mejor manera posible, todavía buscando vaga o desesperadamente algo que nunca tuvimos. Algunos de nosotros todavía nos golpeamos la cabeza contra el cemento, tratando de obtener este amor de las personas que, al igual que mamá o papá, son incapaces de darnos lo que necesitamos. El ciclo se repite una y otra vez hasta que lo interrumpimos y lo detenemos. Se le llama asunto inconcluso.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

apegos, baja autoestima, Codependencia, impotencia, ingobernabilidad, obsesión, RECUPERACION, REFLEXIONES DIARIAS, sentimientos, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 17 de Diciembre

Progresiva

En las etapas tardías de la codependencia, los codependientes pueden:
􀀀 Sentirse aletargados.
􀀀 Sentirse deprimidos.
􀀀 Retirarse y aislarse.
􀀀 Experimentar una pérdida total de la rutina diaria y de la estructura.
􀀀 Abusar de sus hijos o ser negligentes hacia ellos y hacia otras responsabilidades.
􀀀 Sentirse desesperanzados.
􀀀 Empezar a planear cómo escapar de una relación que sienten como una trampa para ellos.
􀀀 Pensar en el suicidio.
􀀀 Volverse violentos.
􀀀 Sufrir una enfermedad emocional, mental o física de gravedad.
􀀀 Experimentar trastornos en la alimentación (comer en exceso o demasiado poco).
􀀀 Volverse adictos al alcohol y otras drogas.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).

APEGO AFECTIVO, baja autoestima, Codependencia, control, el miedo, impotencia, ingobernabilidad, obsesión, REFLEXIONES DIARIAS, sentimientos, vulnerabilidad

Reflexión del Dia: 16 de Diciembre

Los Codependientes pueden:

􀀀 Pensarse y sentirse responsables de otras personas, de los sentimientos, pensamientos, acciones, elecciones, deseos, necesidades, bienestar, malestar y destino final de otras personas.
􀀀 Sentir ansiedad, lástima y culpa cuando otras personas tienen algún problema.
􀀀 Sentirse obligados –casi forzados– a ayudar a esa persona a solucionar el problema, por ejemplo, al ofrecer un consejo no pedido, con una ráfaga de sugerencias o remendando sentimientos.
􀀀 Sentirse molestos cuando la ayuda que brindan no es eficaz.
􀀀 Anticipar las necesidades de otras personas.
􀀀 Preguntarse por qué los demás no hacen lo mismo por ellos.
􀀀 Descubrirse diciendo sí cuando en realidad querían decir no, haciendo cosas que no querían hacer, trabajando más de lo que en justicia les corresponde, y haciendo cosas que los demás son muy capaces de hacer por sí mismos.
􀀀 No saber qué quieren o qué necesitan y, si lo saben, decirse a sí mismos que lo que quieren y necesitan no es importante.
􀀀 Tratar de complacer a otros en vez de a sí mismos.
􀀀 Serles más fácil sentir y expresar ira acerca de las injusticias cometidas contra otros que por las injusticias cometidas contra ellos mismos.
􀀀 Sentirse más seguros al dar.
􀀀 Sentirse inseguros y culpables cuando alguien les da a ellos.
􀀀 Sentirse tristes porque pasaron sus vidas enteras dando a los demás y nadie les dio a ellos.
􀀀 Sentirse atraídos por gente necesitada.
􀀀 Descubrir que atraen a gente necesitada.
􀀀 Sentirse aburridos, vacíos y sin valor si no tienen una crisis en su vida, un problema que resolver o alguien a quién ayudar.
􀀀 Abandonar su rutina para responder o para hacer algo por alguien.
􀀀 Comprometerse en exceso.
􀀀 Sentirse asolados y presionados.
􀀀 Creer muy dentro de sí que de alguna manera otras personas son responsables de ellos.
􀀀 Echarle la culpa a otros por el estado en que se encuentran.
􀀀 Decir que otras personas hacen que los codependientes se sientan como se sienten.
􀀀 Creer que otras personas los quieren volver locos.
􀀀 Sentirse enojados, victimados, menospreciados y usados.
􀀀 Descubrir que otras personas se impacientan o se enojan con ellos por tener las características anteriores
.

(Melody Beattie de su Libro Ya No Seas Codependiente).